Buscar este blog

viernes, 15 de octubre de 2021

Casualidad o causalidad


https://www.elsoldeparral.com.mx/analisis/espejos-de-la-vida-paradojas-7341939.html

Foto tomada de la red

Paradojas

Consciente de que el aprendizaje proporciona crecimiento intelectual, cultural y, sobre todo, como seres humanos que cohabitamos en un espacio donde la trascendencia de los actos individuales tiene un alto impacto en las personas y el ambiente que nos rodea, recientemente decidí inscribirme en un taller virtual de escritura introspectiva en el cual nos encargan algunas tareas que se escriben desde la tranquilidad del hogar para luego presentarse y debatirse en clase.  La última de estas, versa sobre la identificación de los parónimos:   casualidades y causalidades que se han presentado en nuestra vida.  Primeramente, encontré que el nombre alude a las palabras que son parecidas en su pronunciación o forma, pero que tienen significados distintos. Me remití a buscar su significado encontrando que las primeras son fortuitas, aparecen de pronto sin buscarlas, por lo que no es posible su prevención; las segundas en cambio, vinculan su relación entre causa y efecto, permitiendo su utilización como detonantes e incentivos que requieren voluntad, dedicación, esfuerzo y perseverancia en su implementación y desarrollo, por lo que es menester, trabajar en pos de una meta hasta lograr alcanzarla.

Busqué algunos ejemplos en la red y pude encontrar un sinfín de experiencias que, comparadas con las propias, dieron luz a la ejecución de la tarea encomendada.  Una vez más comprendí el impacto y fuerza que tienen los pensamientos sobre las acciones que tomamos.

Casualmente puede uno encontrarse o conocer a una persona, lo que se haga a partir de ese momento es una causalidad, se puede olvidar el incidente o a partir de ahí, empezar a tejer relaciones que permitan un acercamiento, convidar a ese alguien a formar parte del entramado de nuestras vidas, motivo de nuestros afectos y plataforma de convivencia, o en su defecto, si después de intimar y conocerle, reconocemos que no aporta nada positivo a nuestro entorno personal y familiar, aprender a tender límites y a alejarnos de quien nos causa daño.   

Como seres finitos y mortales,  estamos expuestos a convivir con la enfermedad, accidentes y muerte, casualmente podemos estar en el lugar equivocado y ser víctimas de un acto de violencia; ir transitando por la carretera y que un animal obstruya el camino provocando una volcadura, estos ejemplos y otros muchos más en que la casualidad puede hacerse presente y cambiar el cursor de nuestra vida;  lo que hagamos de ahí en adelante, es la causa- efecto; podemos pensar en un panorama sombrío, con nubes que ocultan los rayos de esperanza o en cambio, buscar las rejillas donde se filtre esa luz que permite que el corazón siga irradiando energía y calor.

Ante este panorama de luces y sombras que atravesamos, producto del contexto social, político y económico que nos toca vivir, se han puesto en boga conceptos como el de resiliencia, que tiene relación con aprender a superar circunstancias traumáticas y seguir adelante a pesar de las adversidades; el manejo y control de las emociones, porque al estar conscientes de estas, se disminuye el desgaste psicológico, se potencia la autoestima y se aprende a navegar en un océano de incertidumbres.

Llegamos a la conclusión que las casualidades son producto de las circunstancias, el aprender a visualizarlas, incorporarlas o alejarlas de nuestra vida es decisión propia. Cierro con esta estrofa del poeta mexicano Amado Nervo: “…que yo fui el arquitecto de mi propio destino/ que si extraje las mieles o la hiel de las cosas/ fue porque en ellas puse hiel o mieles sabrosas/ cuando planté rosales, coseché siempre rosas”.

 

María del Refugio Sandoval Olivas

Espejos de la vida

Maestra

 

 

lunes, 11 de octubre de 2021

"Cuidadores"

https://www.elsoldeparral.com.mx/analisis/espejos-de-la-vida-cuidadores-7310332.html
https://cuidadores.unir.net/premios-supercuidadores/relatos-vii-edicion-2021/3261-cuidandola-con-amor




Cuidadores

Recientemente participé en una convocatoria emitida desde Madrid, que lleva por título “Supercuidadores”, las bases me llamaron la atención y procedí a enviar mi texto titulado “Cuidándola con amor”, quedando seleccionada para contribuir en ese magnífico trabajo que se conformó por 200 participantes de distintas partes del mundo. En la página de la editorial se colocaron los relatos y tuvimos la oportunidad de ir leyendo las aportaciones. En mi caso, ahondé sobre la bendición de haber tenido la dicha, junto con mis hermanos de brindar el cuidado y atención a mamá, una ancianita de nueve décadas y media, cuya fuerza y salud fue menguando en sus dos últimos años de vida; las situaciones que enfrentamos como familia y el cómo debimos acomodar nuestros tiempos y espacios para otorgarle la mejor atención posible; situaciones que, dentro de la complejidad cronológica que vienen  implícitas con la edad, pueden considerarse naturales desde otras perspectivas, pero la familia enfrenta y vive un duelo desde las primeras manifestaciones de carencias físicas, de memoria, de observar deterioro y sufrimiento de la persona a nuestro cargo y el triste e inevitable  arribo del final.

Se dice que solo tomamos conciencia plena de las cosas cuando somos partícipes de estas. pasamos por estas, como el caso de nuestra nieta que contrajo cáncer siendo una pequeñita de ocho años y la batalla que enfrentamos como familia hasta finalmente perderla. Podíamos escuchar una serie de casos relacionados, sin embargo, cuando nos toca ser los protagonistas, estas experiencias adquieren una profundidad que nos llevan a conocer los abismos del dolor y desesperación. 

Por medio de la lectura de distintos casos de cuidadores que narraron su experiencia, incursiono en un mundo de situaciones diversas, tales como el desafío de una madre primeriza colombiana, cuyo bebé nace con el Síndrome de Cornelia de lange, «trastorno genético que causa malformaciones físicas, internas y cognitivas».

Una enfermera versa su narrativa sobre los enfermos atendidos durante la pandemia, el sufrimiento y ansiedad causado por el aislamiento, el único contacto proporcionado era cuando ella u otros enfermeros entraban completamente equipados, sin siquiera ser visible su rostro.

Una esposa dedicada al cuidado de su marido quien tenía múltiples dolencias por el cáncer que le aquejaba, sufrió un infarto masivo y estuvo por meses en coma inducido, hasta el desprendimiento de su cuerpo terrenal.

Historias sobre casas de acogida, niños que nacen con enfermedades crónico degenerativas y requieren cuidados especiales; accidentes que marcan un antes y un después, los zarpazos del Alzheimer y la demencia senil, entre otros.

Cada caso induce a la reflexión y conexión con las experiencias que nos ha tocado conocer o presenciar a nuestro alrededor; donde la enfermedad, síndromes, accidentes o eventos fortuitos, se presentan cual tentáculos que arrasan y cambian la vida no solo de quien lo padece, sino del entorno familiar, el papel medular de los cuidadores, quienes  debemos aprender a conectar con quien nos necesita, a comprender lo que le está sucediendo, a disponer la casa como un remanso de paz y brindar cobijo, amor y seguridad.

Todos y cada uno de nosotros nos convertimos en un momento de nuestra existencia  en cuidadores del otro, ya sea el hermano más pequeño, a quien le aqueja una dolencia en particular, pero, quien enfrenta estos desafíos de manera permanente, merecen nuestro reconocimiento y agradecimiento.

Estas reflexiones quedan como puerta de escrutinio a nuestra conciencia, ¿Qué tanto aportamos a las personas que dedican su vida a cuidar del otro?

 

 

 

sábado, 9 de octubre de 2021

Mis nexos con Ciudad Juárez

https://revistalatinanc.com/2021/10/07/mis-nexos-con-ciudad-juarez/

Palabras migrantes
Todas las historias se pueden escapar, excepto la propia
por eso… deseo ser nómada de palabras
que cual pajarería atrape los valores universales
que deben parlotearse, para que su eco alcance conciencias
taladre corazones y llegue a los confines del planeta
Cuquis Sandoval olivas

Consciente de las dualidades que son parte de la vida, esta participación escrita rescata un poco de los antecedentes y grandes áreas de oportunidad que se visualizan en este espacio geográfico, con la finalidad de utilizar la narrativa para hacer patente y desvelar situaciones reales que acontecen y lastiman a la población.

La palabra unida a la acción tiene el poder de llegar a la conciencia, misma que permite contemplar con detenimiento lo que está sucediendo, propiciar cambios personales hasta que el impacto permee a la colectividad. Citando algunos nombres referenciales cuya obra, palabra y ejemplo cambiaron el rumbo de sus países: Gandhi, Mandela, la madre Teresa, Luther King.

Muchas son las virtudes de la palabra escrita: no perece, está viva, latente y tiene la capacidad de generar historia, de ser portadora de voz, conocimientos y hechos, de formar e informar y de abrir ventanas que permiten conocer otros lugares y tiempos.

De igual manera, permite vislumbrar esos destellos luminosos que son faros en medio de la oscuridad, resaltando los muchos agentes y aspectos positivos que hacen de Ciudad Juárez un lugar en el que la gente llega para quedarse.

Así mismo, la labor incansable de la Sociedad de Escritores de esta localidad, quienes no paran de soñar, de crear con su pluma un mundo mejor, otros escenarios donde los valores y los derechos humanos son los estandartes de la cotidianidad.

Los claroscuros de la ciudad

La historia de la humanidad es el recuento de sus migraciones, sueños, luchas, sus líderes que les incitaron a buscar y alcanzar una vida más plena de superación y supervivencia. La cultura y la historia de un pueblo se va conformando por múltiples factores: primeramente, se entretejen procesos complejos tanto sociales, como económicos, políticos y culturales; sus personajes y acontecimientos les van imprimiendo un semblante que proporciona distintas lecturas y acercamientos a la realidad de acuerdo a la mirada impuesta.

Los límites territoriales son producto de esas luchas; las fronteras, líneas divisorias que marcan formas de vida, lenguaje y moneda circulante; sirven además para separar familias e imponer leyes sobre el abordaje y traspaso de estas, impuestas por quienes tienen el poder y lo estipulan en tratados y leyes.

Ciudad Juárez, ubicada y reconocida como la principal frontera del norte, es una de las más grandes de México, tiene el desierto más extenso de América del Norte, entorno que caracteriza su clima extremo; situada a orillas del río Bravo, el cual comparte su caudal con el Paso Texas.

Paso del Norte, fue el nombre que ostentó Ciudad Juárez, Chihuahua, hasta el siglo XIX; es en 1888 que es nombrada en honor al entonces Presidente, Benito Juárez, quien se refugió en su espacio durante la segunda intervención francesa.

Los límites de colindancia ofrecen ventanas de esperanzas al país de los sueños, motivo por el que centroamericanos y mexicanos de distintos puntos del país, llegan buscando cruzar la frontera por diversos medios; algunos han logrado su cometido, otros han perecido en el intento y muchos otros más, han hecho de Ciudad Juárez su casa, por lo que su población se conforma con una gran diversidad cultural, que tienen en común, el sueño de emigrar al país del norte o el quedarse en esa frontera en búsqueda de oportunidades de trabajo y desarrollo personal y familiar.

Son muchas las desventuras de ser núcleo de expansión y crecimiento demográfico acelerado, como la sobreexplotación de los recursos naturales, lo que ha generado un problema ambiental en todos los ámbitos: aire, agua, suelo y flora. Otro aspecto relevante es que no va a la par con la urbanización y servicios básicos que ofrezcan una calidad de vida y seguridad a sus habitantes; esta carencia estructural, como la falta de alumbrado, agua, drenaje, pavimentación y transporte público, ha sido un detonante para la proliferación de condiciones de vida insalubre y el incremento del delito; de igual manera, al conformarse en gran medida por una población flotante, se presentan grandes áreas de oportunidad: extrema pobreza, hacinamiento, desigualdad social, escaso nivel educativo, prostitución, robo, epicentro del narcotráfico, tratantes de blanca, tratantes de órganos, raptos, secuestros, asesinatos, control de grupos criminales; circunstancias que han convertido a este lugar en foco nacional y reconociéndola como una de las ciudades más grandes de México en extensión territorial y población, pero también la más violenta.

Un suceso infortunado que atrajo la atención a nivel nacional e internacional es la desaparición y asesinato de cientos de mujeres jóvenes, que inició en 1993 y hasta la fecha ha quedado impune.

Algunos periodistas, escritores, cineastas e investigadores han hecho su parte, informando y demandando justicia, exigiendo terminar con la impunidad de los perpetradores de la violencia, quienes han encontrado cobijo en la ausencia del Estado de Derecho; estas personas prestan su voz a quien le fue arrebatada, uniendo sus demandas a las de padres y familiares de las víctimas que claman por el esclarecimiento de los hechos. El único delito de estas jóvenes era vivir en contextos de riesgo y estar buscando oportunidades de trabajo y crecimiento en el lugar equivocado.

Siendo Ciudad Juárez un polo de atracción poblacional, otro fenómeno recurrente es el tráfico de inmigrantes, cuyo blanco es la población que migra de su lugar de origen por guerras, conflictos políticos y armados, ideologías religiosas, hambrunas, extrema pobreza, inflación, falta de empleo, etc., aunque sean diferentes motivos los que les impulsan, un factor común es que buscan mejores condiciones de vida.

Factores que los hacen vulnerables ante los “polleros” o “coyotes”, que cobran altas sumas de dinero por ayudarles a cruzar al Paso Texas, exponiéndolos a una serie de peligros, como: los propios de la naturaleza, picaduras de animales, corrientes profundas en el río, el abordaje del tren en movimiento, el trasladarlos en camiones cerrados donde muchos han perecido a causa de la falta de oxígeno o el caer en bandas delictivas, que los hacen sujetos a violaciones, extorsiones, explotación laboral y sexual, tortura, pisoteando sus derechos humanos o en el peor de los casos, arrebatándoles la vida.

Con la finalización del Programa Bracero en 1964, se busca atraer la inversión extranjera y se implementa el Programa de industrialización de la frontera iniciado en 1965. El traslado de producción de los países hegemónicos como Estados Unidos a zonas periféricas de la ciudad, tiene una mirada transversal. Por un lado, ofrece empleo a la población que tiene mayoría de edad y, por otro, aprovecha la mano de obra barata.

Para los empresarios, Ciudad Juárez es un creciente complejo industrial, plantas de ensamblaje que elaboran productos eléctricos y electrónicos, telas de vestir, de asbesto, aerosoles plásticos, juguetes, ornamentaciones, alimentos, bebidas y tabaco, prendas de vestir e industrias de cuero, industria de la madera, derivados del petróleo, entre otros. Para la gente, es una fuente de empleo que les brinda un salario, seguridad y atención médica.

La acelerada penetración de las mujeres en el proceso industrial, les hace acreedoras a ser la mayor fuerza de trabajo por largo tiempo. Esto se debió a múltiples factores como su grado de destreza manual y su alta productividad, su pasividad, obediencia, la ausencia de apoyo económico masculino; una gran mayoría de ellas son divorciadas, viudas, separadas o madres solteras, con bajo nivel académico y migrantes en muchos de los casos; circunstancias aprovechadas por los empleadores, haciéndoles percibir la maquiladora como una panacea de oportunidad y crecimiento, emitían amenazas veladas de perder el empleo al no responder a un ritmo febril de la imposición del trabajo, ausencia de sindicatos, etc., situaciones que les permiten soportar largas jornadas de trabajo exhaustivo.

Al correr de los años, con la automatización de los procesos de ensamblaje, se presenta una reversión en sentido inverso donde los varones están a la par en la contratación. i

De acuerdo a datos extraídos del Consejo Ciudadano de Ciudad Juárez se encuentra que la taza de divorcios es más alta que en el resto del estado, esto conlleva otras problemáticas adjuntas, como hogares monoparentales, desatención de los hijos, el que crezcan en medio de otras relaciones amorosas, que pueden ser fugaces o efímeras, situación que coloca a los menores en riesgo. ii Entre estas vicisitudes destacan: omisión de cuidados, negligencia, abandono, maltrato físico y emocional, abuso sexual, etc.

De tal forma puede deducirse que la seguridad en el barrio y en la ciudad es un reflejo de lo que pasa en las familias. Los jóvenes reproducen con mayor beligerancia, a nivel social y comunitario, la violencia que viven en sus hogares.

El empleo informal constituye una segunda ocupación dentro de la población, hay grandes asentamientos de vendedores de artículos nuevos y de segunda mano tan variados que van desde herramienta, ropa, muebles, comida, entre otros. Así mismo, los semáforos y puentes internacionales son mercados ambulantes donde los vendedores ofrecen sus mercancías.

En lo que respecta a la atención educativa, de acuerdo al precepto emitido en la Ley General de Educación, Artículo 2 “Todo individuo tiene derecho a recibir educación…” y la obligatoriedad señalada en el Artículo 3º en 1993, la educación es uno de los rubros emergentes para atenderse con prontitud y eficacia, tan pronto se constituye un nuevo asentamiento, deben brindarse las condiciones para la construcción y apertura de escuelas de educación básica.

Esta situación permite que Ciudad Juárez sea una ventana de oportunidades para quienes egresan de la carrera docente, ya que siempre ofrece plazas disponibles y la mayoría de sus espacios escolares ofrece dos turnos para la atención de la población estudiantil. Es un abanico de oportunidades, porque el maestro puede desempeñarse en ambos turnos y con eso contribuir a su economía. Además, está considerada como zona de vida cara, por lo que los docentes reciben una remuneración al 100%, en contraparte a quienes laboran en otros lugares sin esta característica distintiva que solo perciben el 60%.

Una de las situaciones que se presentan con frecuencia es la movilidad del alumnado, debido a las circunstancias flotantes de sus padres, quienes, al cambiar de trabajo, buscan una vivienda más cercana, logran cruzar a Estados Unidos o se devuelven a su lugar de origen.

De igual manera, la deserción es una problemática recurrente, esta va en aumento en la medida que se va avanzando en la escolarización; los motivos enunciados van desde inserción al mundo laboral, quienes contraen matrimonio, inclusión a pandillas, o simplemente se dedican a no hacer nada, por lo que es una cantidad muy elevada de jóvenes que se quedan sin una preparación profesional.

Los destellos luminosos

Entre las dualidades siempre hay oscuridad, luz, sombras, destellos. Vivir en la frontera presenta grandes oportunidades y beneficios, uno de estos, es la cercanía con el Paso Texas, donde se puede enviar a los hijos a estudiar, si es que tiene las facilidades económicas y documentos legales para hacerlo. Una gran cantidad de personas cruza a diario los puentes internacionales para desempeñar algún trabajo remunerado en dólares, para comprar mercancía y venderla en los puestos ambulantes, o viceversa, tiene un buen empleo en Ciudad Juárez y vive en el Paso Texas.

“Esta relación económica, cultural y social se acompaña por un flujo constante de personas, capitales y mercancías, consolidando la participación de Juárez dentro de una frontera internacional dinámica y en constante desarrollo”.p.86iii

La situación económica que se vive en estados Unidos propicia que la gente pueda ser consumista en exacerbación, cambia de automóviles, de muebles de ropa, de utensilios electrónicos con facilidad; por lo que gente de la frontera ha aprovechado esas posibilidades de dedicarse al comercio de estos enseres, generando ganancias económicas fuertes de acuerdo a la capacidad de compra y venta que desarrollan. Esto repercute en una fuente de empleo constante y fluida y mejor calidad de vida.

Los automóviles fronterizos tienen mayor accesibilidad en precio, modelo y comodidades, propiciando con esto, que gran parte de la gente tenga la posibilidad de adquirir su vehículo, generando con esto, satisfacción y beneficios, ya que las distancias son enormes y el traslado es una necesidad.

Entre las muchas bondades que se encuentran de vivir en Juárez, está el reciente Programa para la Frontera Norte, planteado por el presidente en turno, Andrés Manuel López Obrador, quien plantea los siguientes beneficios: disminución en los gravámenes que un agente económico debe pagar, gasolina más económica, disminución del IVA, duplicación del salario mínimo y generación de inversión pública.

Una ciudad se conforma por sus habitantes, se alimenta de sus sueños, aspiraciones, logros, metas y convivencias. Brinda arraigo y cobijo a quienes le dan calor de hogar. Ciudad Juárez ha sido cuna de grandes personalidades, entre ellos, abrió sus puertas al famoso cantante y compositor mexicano Juan Gabriel, quien siempre se expresó con cariño de su gente y localidad. La letra de sus canciones hace patente este reconocimiento: “Noa Noa”, “La frontera” “Juárez es # 1”, “Arriba Juárez”, “Eternamente agradecido”. Después de su muerte, su casa, se ha convertido en un museo donde se exhiben algunas de sus pertenencias personales.

Los hermanos Valdez vivieron en la ciudad: Tin Tan, Don Ramón, El Loco Valdez, personajes famosos e inolvidables dentro de la televisión mexicana.

El Charro Avitia, famoso cantante mexicano, vivió en la ciudad y trabajó en los bares, llevando su música y alegría por doquier.

En la medida que una ciudad va creciendo en infraestructura, trata de dar respuesta a los requerimientos propios de la población, ya sea para esparcimiento, para desarrollo cultural y artístico o para disfrutar las delicias culinarias que se ofrecen a los comensales.

Algunos de sus lugares emblemáticos son: “El parque público Chamizal”, “Parque Central”, museo de ciencia arte y cultura local “La Rodadora”, “Centro Cultural Paso del Norte”, monumento a la mexicanidad y el increíble paseo a las “Dunas de Samalayuca”, mismo que tiene una gran riqueza biológica y natural y es utilizado para el ciclismo y la conducción de vehículos todo terreno.

El restaurante “Viva México”, ofrece un espectáculo ecuestre, baile folklórico, canto, música, mariachis, comida mexicana y un hermoso ambiente familiar.

El flujo humano y comercial constante ha permitido que la ciudad sea considerada dentro de los 44 destinos de turismo en México.

Alas para las palabras
Solo se requiere un soñador, un idealista que empiece a compartir su sueño, a convencer con el don de la palabra y el ejemplo de los hechos, hasta ir concentrando otras personas con metas y objetivos comunes.

La entrada del nuevo milenio, hizo consciente a la humanidad del impacto y trascendencia de ser partícipes de su nacimiento; de superar las predicciones fatalistas de los Mayas, empezar a crear otros hábitos, espacios y repensar las acciones hechas para reconstruir el mundo interior y exterior de cada uno.

En ese ámbito pletórico de júbilo, expectaciones y nuevos deseos, nace la Sociedad de Escritores de Ciudad Juárez, conformada por personajes de distinta procedencia, preparación académica y laboral, cuyos nexos pendían del amor por la fuerza de las palabras. Con la semilla sembrada en su interior, que los pensamientos, ideas, historias de vida y conocimientos en general son para compartirse, y que mejor manera que haciendo uso de los distintos géneros literarios para hacer patente acontecimientos relevantes, del pasado, presente y creando un mundo futurista, fantástico o de distopía; imprimiendo la pasión por la poesía y la cultura en todas sus manifestaciones.

Esta sociedad ha sido testigo de la génesis de plumas noveles, cuyas palabras van en espiral en busca de las estrellas; su camino ha alcanzado desarrollo personal, social y comunitario al dar alas a sus palabras para que vuelen hasta el infinito llevando el mensaje propuesto. Así mismo, ha tenido el privilegio de contar con plumas experimentadas y reconocidas dentro del mundo literario, conocimiento y experiencia que ha sido fuerza motor de empuje para los integrantes de la sociedad.

Como seres finitos, en el transcurso de dos décadas algunos han emprendido el camino a la eternidad, dejando huecos de ausencia en su familia y comunidad, llevándose consigo ese talento cultivado a través de la cultura en general, lectura y ejercitación de la escritura. Otros han emigrado, espacios que han sido ocupados por otros miembros activos que mantienen a la sociedad en constante evolución, trabajo e interacción con la comunidad.

Distintas mesas directivas han transitado en el transcurso de los años, imprimiendo cada una de estas su sello personal y distintivo en cuanto a organización y diseño de estrategias que permitan promover y difundir la pasión por la literatura.

Actualmente la presidenta es la señora Sofía Alicia Melo de Pineda, quien cuenta con el apoyo incondicional de su equipo en general.

Hay vinculación con distintos sectores de la comunidad: radio, televisión, prensa, imprenta, pintores, espacios y agentes educativos. El trabajo colegiado ha trascendido los límites de la individualidad, impulsando el pensamiento colectivo por medio de la creación de diversas antologías, cuyo contenido ha penetrado las paredes de los hogares, los muros de las fronteras, los espacios áulicos, y han volado a distintos continentes, mostrando con sus historias, temáticas actuales y trascendentales como cuestiones de valores, cuentos de navidad, la vida en la frontera, entre otros; desarrollando, además la pluma estilística y la creatividad innovadora de jóvenes alumnos cuyas obras ya se encuentran impresas.

En medio de las adversidades provocadas por la contingencia, la unión sigue prevaleciendo, no podía dejarse de lado un evento tan significativo como la celebración del XX aniversario y que mejor manera de celebrarlo que escribiendo, rescatando un poco de las muchas historias que se van tejiendo en el devenir del tiempo.

La Sociedad de escritores es la raíz fuerte, que ha expandido sus ramas, permitiendo que florezcan las obras literarias. Con la convicción de hacer lo que se ama, dedicando tiempo a la lectura e investigación, se han ido tejiendo fragmentos de pensamiento individual de sus miembros hasta lograr la conformación colectiva.

¡Larga vida a esta sociedad! Que sus frutos sigan esparciéndose.


viernes, 1 de octubre de 2021

Las ventanas de la lectura

https://www.elsoldeparral.com.mx/analisis/espejos-de-vida-las-ventanas-de-la-lectura-7279705.html

Las ventanas de la lectura

Es el nombre que lleva una de las columnas en las que participo periódicamente en la revista digital “Aculturados”, que como su nombre lo indica, tiene relación con la cultura en general. Cuando me fue solicitado el título de mi columna, pase por un momento de vacilación, porque conocía con certeza el objetivo trazado de mis participaciones, pero siempre que elaboro un escrito, suelo dejar el título al final, entro en un proceso de analizar las distintas aristas y perspectivas que conlleva el texto para tratar de bautizarle de la manera más acertada posible.

Se dice que el título es el primer gancho que puede atrapar al lector, por lo que debe ser sugerente, persuasivo y atrayente. De tal manera, que utilizo la palabra «ventanas» como una parte inherente del mundo literario, que permite asomarse y recrearse con el espectáculo que está listo para presentarse ante los ojos del lector.

Son ventanas abiertas, nítidas, llenas de luz, con reflejos de conocimientos, aprendizajes y sabiduría que ha sido almacenada en la biblioteca de la vida. Hoy más que nunca, esas ventanas se han expandido, han ensanchado su visión y están al alcance de toda la población. Permiten sentarse en su marco, brincar al exterior, gozarse de la poesía, del cuento, de la novela y de todos los géneros literarios, incluso, viajar a través del tiempo y conocer otros contextos, personajes y dar sentido a esa fusión de los tiempos verbales.  

Jorge Luis Borges, uno de los lectores más acérrimos que a pesar de sufrir un problema progresivo de visión que le llevó a la ceguera completa, expresó respecto a la lectura: “El verbo leer, como el verbo amar y el verbo soñar, no soporta ‘el modo imperativo’ La lectura debe ser una de las formas de la felicidad y no se puede obligar a nadie a ser feliz”.

Las generaciones adultas somos educadores de la población joven y la mejor manera de comunicar algo es a través del ejemplo. Abuelos y padres debemos leer a los niños, mostrarles la magia y el poder que entrañan las letras, estimular su imaginación y capacidad creadora por medio de ese universo infinito de fantasía, ficción, realismo mágico, aventura, ciencia, entre otros, que viene implícito en cada historia.

Los hábitos se forman mediante la repetición constante y estos a su vez van formando las conductas esperadas. Inculcar la pasión por la lectura, es un proceso paulatino, lento y gradual que reditúa grandes beneficios, tales como el deleite personal, el desarrollo del pensamiento, del lenguaje y la capacidad crítica de interpretar el mundo, así como la toma de decisiones más asertivas.

En nuestra memoria subyacen algunos recuerdos de quien nos enseñó a leer, las melodías silábicas entonadas, la unión de letras, alguna lección que quedó anidada en los rincones del pensamiento, aquella fábula que nos hizo reír y reflexionar, el poema que debimos memorizar para declamar, los versos que escribimos en los albores de la juventud, las cartas, la letra de una canción, la trama de un libro llevado a película, la obra de teatro salida de un guion e incluso, el título del libro que fuimos obligados a leer para obtener una nota académica.

Hoy más que nunca, esas ventanas se encuentran diseminadas por el globo terráqueo, la tecnología provee de infinidad de sitios, plataformas y recursos que nos permiten tener un acercamiento virtual con la lectura, sin embargo, ahí también tenemos injerencia directa los adultos, de revisar, proponer y dar seguimiento a las lecturas efectuadas.

Maestra María del Refugio Sandoval Olivas


viernes, 24 de septiembre de 2021

Otoño

https://www.elsoldeparral.com.mx/analisis/espejos-de-vida-otono-7251441.html
Foto tomada en el 2014 en la Escuela Secundaria Técnica No. 70 

Otoño

Cada estación tiene su propia belleza y singularidad; usa ropajes propios de colores; ambiente climático que se adecua a las festividades calendarizadas a deportes, convivencias y crecimiento espiritual comunitario y cultural. Así mismo, son musas de inspiración que despiertan emociones y sentimientos de quien fija su mirada en los esplendores que emiten; son captadas por el ojo de la cámara, por el pincel del pintor, por el verso del poeta que utiliza imágenes y símbolos que permiten recrear y dar sentido a sus palabras, por la composición e interpretación musical, por el escritor, quien enlaza ideas, frases, párrafos hasta convertir su obra en un entramado de comunicación que lleva a vivenciar la ambientación descrita y detallada con minuciosidad;   las estaciones incluso, son comparadas con la vida del hombre dividida en etapas: la niñez es atribuida a la primavera, porque desde el nacimiento se está floreciendo en franco crecimiento y desarrollo, se asocia con la renovación constante de cuerpo, alma y espíritu;  la juventud al verano, por la plenitud, con el clima propicio para ir sentando las bases en la familia y el trabajo; la madurez al otoño, empieza a perderse la lozanía y resplandor de la vida; además de la adhesión a las hojas del árbol genealógico que  van cayendo al suelo; pero también es tiempo de soltar y sembrar las semillas que dará fruto el próximo año;  la vejez al invierno, por el color blanquecino de las canas, por la soledad y aislamiento, frío, que conlleva la pérdida de las capacidades físicas y a veces mentales.

El 22 de septiembre inició el equinoccio otoñal, «fenómeno que ocurre cuando el centro del sol está directamente sobre el ecuador de la tierra» su etimología alude a que día y la noche tienen la misma duración y que posteriormente a este, las noches se irán alargando, el clima soleado y caluroso da entrada paulatina a un ambiente templado durante las horas del día y frío por las noches y al amanecer; este termina con el solsticio de invierno, el 21 de diciembre.

El solo nombre de la estación lleva a la mente a conceptualizar por medio de imágenes; la frescura de las plantas va adquiriendo un matiz diferido entre verde, amarillo, naranja y rojo, primando los colores marrones; el cielo asemeja arder en llamas en los atardeceres regalándonos un festival a la vista. Al recibir menos luz solar, se bajan los niveles de serotonina «neurotransmisor del sistema nervioso central» por lo que se experimenta la melancolía e introspección, se está más consciente del paso del tiempo, además se refleja directamente en la naturaleza porque a menos luz, se reduce la cantidad de clorofila en las hojas y éstas empiezan a caer, el suelo entonces se viste de gala, es cubierto por distintas tonalidades; el viento se encarga de mecer las hojas y cambiarlas de lugar, ya que se convertirán en fértil humus donde volverá a brotar la vida.

Las interpretaciones dadas a estos eventos varían según el enfoque, se dice que es la estación propia para el amor, para despojarse de las cargas negativas que vamos almacenando al paso del tiempo, para soltar dudas, penas y temores y aprender a danzar al ritmo y compás del viento, nos invita a reflexionar, a la intuición, a interiorizar y al desapego, a desprenderse de lo que no es esencial, porque como dijo el poeta argentino Leopoldo Lugones: “Aunque caiga la flor, queda la rama”.

Cuquis Sandoval Olivas

Maestra

”.

 


sábado, 18 de septiembre de 2021

Grito de indpendencia

https://www.elsoldeparral.com.mx/analisis/espejos-de-vida-grito-de-independencia-7223610.html








Grito de independencia

Cada día se viste de una particularidad e importancia por el solo hecho de que la tierra cumple con su cometido en su movimiento de rotación. El hombre, preocupado por dejar constancia e imprimir su huella en el legado histórico, ha instituido fechas emblemáticas en el calendario, que sirven entre otras cosas, para constituir o refrescar la memoria generacional, sobre eventos específicos que, aun siendo parte del pasado, conforman la identidad del presente y dan proyección hacia el futuro.

El entramado social es un tejido artesanal que permite el reconocimiento de hechos y acciones que dan sustento a la historia de la humanidad.  Es así, como cada 15 de septiembre, somos convocados para revivir esos momentos gloriosos que nos dieron patria a los mexicanos.

Las tradiciones se van conformando por la repetición, sentido y personalización que cada individuo les va otorgando, permeando a su vez a la colectividad y trascendiendo fuera del entorno que demarcan las fronteras. La cultura de nuestro país es pletórica en usos, costumbres y tradiciones, es reconocida, admirada y analizada desde distintos puntos de vista; como en caso del ensayo “El laberinto de la soledad”, publicado en 1950 por el escritor mexicano Octavio Paz, quien obtuvo el premio nobel de literatura en 1990.

Este género literario, permite cavilar sobre un tema en específico, discurre al conocimiento otorgado por otros y a la propia conciencia reflexiva.  En este trabajo se explica la identidad del mexicano como producto de los acontecimientos históricos que lo llevan a la ruptura y negación; lo divide en nueve capítulos, uno de estos, dedicado especialmente a la conquista e independencia y su impacto en el inconsciente que lleva a determinados comportamientos; mismos que al ser analizados desde una perspectiva fundamentada, se van encontrando otras aristas que no habían sido develadas desde la visión personal.

            Reconozco que México es un país colorido, lleno de fiesta, jolgorio, rico en diversidad geográfica y cultural, en artesanía y gastronomía, producto de esas herencias culturales que han prevalecido a través de los siglos y se han adoptado a los cambios impuesto por la modernidad. Al respecto, Octavio Paz argumenta que los mexicanos amamos la fiesta y las reuniones públicas, dice que la fiesta es un estado de embriaguez que arroja al vacío para olvidar la soledad, ya que: “El hombre es el único ser que se siente solo y el único que está en búsqueda de otro”.

En su disertación histórica aporta que, al perpetuarse la conquista, los aztecas sintieron el abandono y olvido de los dioses, se impuso una religión universal trayendo consigo la aparición de la virgen morena en el cerro del Tepeyac; cuyo culto refleja la necesidad de encontrar apoyo y refugio al sentirse desamparados.

Otorga un capítulo a las máscaras utilizadas, como actitud de autodefensa, ironía que oculta o satiriza, como emblemas de simulación, disimulación, silencios y ninguneos, que consisten en transformar a alguien en ninguno; de ahí se derivan, «de acuerdo las aportaciones de este literato», la perpetuación de los rituales que son parte inherente de nuestra cultura. De tal manera que el rito del 15 de septiembre nos vestimos con los colores patrios, hay danzas, fuegos de artificio, trajes coloridos, ventas de piezas artesanales, banderas que ondean desde los establecimientos o puestos comerciales, música, canto y baile que acompañan el grito al unísono que se emite a todo pulmón, para luego callar pasivamente el resto del año, ante las injusticias, corrupción, atropello y vejación.

Ante este panorama reflexivo, disfrutemos las fiestas patrias que son toda una tradición.

Cuquis Sandoval Olivas


sábado, 11 de septiembre de 2021

Historia de vida



                                                             Germán Pérez Talamantes

https://www.elsoldeparral.com.mx/analisis/espejos-de-vida-historia-de-vida-7194696.html

Historia de vida

Haciendo alusión al nombre que ostenta la presente columna “Espejos de vida”, me permito presentar al lector estas memorias; porque estoy convencida de que cada persona tiene una historia que contar, basta buscar el espacio de diálogo y podemos darnos cuenta que a pesar de las similitudes que poseemos los seres humanos, el contexto y las circunstancias en que cada uno se desarrolla imprimen una singularidad que los hace únicos y especiales.

Es así, que rescato algunas vivencias del señor Germán Pérez Talamantes, quien vio la luz del mundo el 28 de mayo de 1945 en el vecino poblado de Talamantes, situado en el municipio de Allende Chihuahua. Este entorno y su complexión corporal, le facilitó el aprendizaje del cuidado de los nogales, así como el varearlos para obtener la mejor cantidad del producto; oficio que a sus 76 años sigue desempeñando con mucho orgullo y beneplácito. Crecer en un pueblo que posee la riqueza natural de un río y de un manantial de agua caliente, propició que se convirtiera en un experto en natación y ejecutor de clavados desde lo alto de las rocas; deporte que sigue practicando y comparte su enseñanza con sus nietos.

En su juventud su familia se mudó a la Ciudad de Hidalgo del Parral, una vez más, los conocimientos empíricos obtenidos en su pueblo con el cuidado de los animales como el saber ordeñar y lazar le permitió ser contratado en la pasteurizadora “Yaya”.

Contrajo matrimonio con la señora Carmen Ofelia Tarín Olivas en 1970, procreando tres bellas hijas; seis años después, emigran a Estados Unidos en la búsqueda de un futuro más promisorio. Se asentaron en el pueblito de Carbondale Colorado, desempeñándose como lavaplatos en un restaurante y posteriormente, en una mina de carbón. En sus recuerdos al respecto, menciona que, aunque el salario era bueno, el trabajar tantas horas en un ambiente frío, húmedo, oscuro y además peligroso, le hacían soñar con el regreso a su México querido; sueño que fue consolidado en 1984, consiguiendo un empleo en la Secretaría de Educación Pública como intendente.

Inicia sus labores en la escuela secundaria del Pueblito de Allende, posteriormente en la primaria Ford 69 y en la escuela primaria Centenario del Ejército Mexicano. Es en este espacio educativo al que acompañó desde su fundación y fue el escenario de su jubilación en el 2015.

A pesar de solo haber laborado en tres centros escolares, fue acompañado por varios directores en su tránsito por estas, siendo reconocido por su carácter afable, puntualidad, compromiso y disposición para ejecutar las encomiendas propias de su función.

Durante su niñez solo cursó hasta tercer grado de primaria, pero dentro de su trabajo como intendente, concluye su escuela primaria y secundaria en ICHEA, como muestra de superación personal y laboral. 

Entre sus pasatiempos se encuentra la pasión por el softbol, deporte que sigue practicando cada domingo como lanzador.  Gusta de cantar y tocar la guitarra, además de componer corridos. Este género musical, que es totalmente mexicano, ensalza o narra la vida, tragedia, sucesos o acontecimientos de alguien o algo en particular; ha escrito corridos especiales para políticos locales y regionales, para caballos destacados e historias de vida en particular. Sus letras han sido musicalizadas por los grupos locales “Banda Morena”, “Los Rivers” y el “Grupo Alférez”.

Es así, como en unas cuantas líneas se destaca y reconoce una historia de vida. Cito la frase de Peter Bamm: Lo que importa verdaderamente en la vida no son los objetivos que nos marcamos, sino los caminos que seguimos para lograrlo”.